Ventajas de publicar tu material didáctico

Las publicaciones educativas son de gran ayuda para conseguir un destino definitivo como funcionarios docentes. Son valoradas en oposiciones y en el Concurso General de Traslados por lo que pueden ser decisivas para mejorar nuestra situación.

Un factor muy positivo a la hora de inclinarnos por esta opción es el ahorro económico y de tiempo que supone. Publicar nuestro material didáctico, por regla general, conlleva un coste menor al desembolse realizado con los cursos de formación. Pero no es el único ahorro que podemos conseguir. Elaborar nuestro contenido educativo puede realizarse en menos horas de trabajo de las que pensamos.

Aunque posiblemente no seas consciente aún, lo cierto es que ya dispones de material para crear una publicación didáctica. En el momento en el que pasas unas oposiciones, tienes una programación diseñada que ha sido aprobada por un tribunal competente. Y lo mismo ocurre con las unidades didácticas. Por lo tanto, ya partimos de una base de calidad para poder confeccionar nuestro propio libro de texto.

Distribuir el tiempo de forma eficaz nos reporta muchas ventajas en el desarrollo de nuestra vida profesional.  No solo economizamos en recursos, sino que también ahorramos energía y esfuerzo. Según un estudio reciente de la OCDE los profesores dedican de media la mitad de su tiempo de trabajo a actividades no docentes.

El hecho de contar con publicaciones propias en nuestro currículo nos da prestigio profesional y hará que se nos valoré mejor en las convocatorias a las que nos presentemos, tanto en futuras oposiciones como en concurso de traslados.

Sin embargo, no es la única manera en la que podemos aprovechar ese contenido didáctico, ya que puede ser además un material muy apto para apoyar nuestras horas lectivas. Con una buena adaptación a las competencias básicas, hemos conseguido un recurso único en nuestra labor docente.

La divulgación de este contenido también puede ser muy útil para afianzar una red de contactos. Otros profesionales de la enseñanza pueden interesarse por el uso de nuevos recursos en el aula. La labor de difusión puede realizarse por medio de una editorial especializada, que nos puede ayudar a implementar la distribución de nuestro material didáctico.

Deja un comentario